DESARROLLO LOCAL SOSTENIBLE: 200 JÓVENES SE CAPACITARON PARA PROMOVER LA AGROECOLOGÍA

Medio Ambiente 27 jul 2022
DESARROLLO LOCAL SOSTENIBLE: 200 JÓVENES SE CAPACITARON PARA PROMOVER LA AGROECOLOGÍA

Se trata de una iniciativa del INTA, en articulación con la Autoridad de la Cuenca Matanza Riachuelo, el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación y la Universidad Nacional de Hurlingham, para promover la agroecología.

El cambio hacia economías y sociedades más sostenibles e inclusivas implicará transformaciones profundas en la estructura y composición del empleo. La agroecología va en esa dirección.

Serán necesarias nuevas calificaciones laborales para profesiones y ocupaciones que crecen y se modifican. Esto requerirá de una combinación de habilidades tradicionales y nuevas competencias.

En este escenario, la formación para lo que se conoce como empleo verde se vuelve fundamental. A fin de aprovechar al máximo las posibilidades de crear nuevas oportunidades laborales, sobre todo para quienes se ven afectados en gran medida por la falta de acceso al empleo decente, como jóvenes, mujeres y poblaciones rurales.

“No solo hay oportunidades, sino que tenemos la responsabilidad de crearlas, de acercar políticas públicas que tiendan a mejorar las condiciones laborales y de vida de las personas, en particular de la juventud”, dijo Nacira Muñoz, vicepresidenta del INTA.

Jóvenes comprometidos

“Los jóvenes, en los últimos años, se han comprometido y apropiado de las problemáticas ambientales. Lo hicieron para promover un cambio urgente en nuestras formas de consumir y producir”, aseguró la funcionaria.

El INTA formó parte de un trabajo articulado junto a la Autoridad de la Cuenca Matanza Riachuelo (ACUMAR), el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación (MTEySS) y la Universidad Nacional de Hurlingham (UnaHur).

Esto tuvo lugar gracias a que 202 estudiantes que integran el Programa “Jóvenes con Más y Mejor Trabajo” se formaron como promotores agroecológicos.

Formación para lograr más empleos verdes

El objetivo principal de esta capacitación fue introducir a las y los jóvenes en la agroecología, para facilitar su inserción en nuevos empleos verdes. A la vez, se buscó apoyar el fortalecimiento de unidades de producción asociativas. Estas ya trabajaban en el territorio de la cuenca con esta forma de producción de alimentos basada en el cuidado del ambiente.

En ese sentido, para la vicepresidenta del INTA, es posible definir a la Diplomatura de Formación de Promotores Agroecológicos dentro del marco del desarrollo local sostenible y la soberanía alimentaria.

“En los territorios de esta cuenca, con el nivel de contaminación y la necesidad de recuperación que posee, sumado a vulnerabilidad socio-económica existente, este tipo de capacitaciones no solo brindan herramientas. También agregan valor productivo y social, generan pertenencia y oportunidades”, explicó Muñoz.

El entrenamiento, orientado a que los jóvenes adquieran capacidades, conocimiento y experiencias en producción agroecológica. Asimismo resolución de problemáticas ambientales, fue dictado por docentes de la UnaHur en 25 sedes de diez municipios de la cuenca.

“Un gran impacto”

“El impacto de este tipo de acciones para el territorio es muy importante. Estos primeros 200 egresados que viven en la zona van a multiplicar esta experiencia”, destacó la vicepresidenta del INTA.

En esa línea, Muñoz indicó: “Me sentí muy identificada con estos jóvenes, provengo de una familia humilde y he llegado a donde estoy gracias a la formación y a la universidad pública”.

Por eso su única recomendación para ellos fue que nunca dejen de estudiar. “Cuando el esfuerzo individual se combina con un Estado presente, las oportunidades se construyen”, dijo la vicepresidenta del INTA.

Según datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), en Argentina, quienes tienen menos de 25 concentran el 11% del empleo verde (los jóvenes son el 13% del empleo asalariado total). Además tienen una participación más importante en el agro, la construcción y el turismo.

Alianza en verde

Ante esta situación, la Alianza para la Acción por una Economía Verde (PAGE, por sus siglas en inglés) impulsa la creación de políticas públicas. Las mismas promueven la capacitación en nuevas competencias laborales necesarias en la transición hacia una economía verde.

Reuniendo a cinco agencias del sistema de Naciones Unidas (ONU Ambiente, OIT, ONUDI, UNITAR y PNUD) y a los Ministerios de Desarrollo Productivo, Ambiente y Desarrollo Sostenible y de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, PAGE subraya el potencial de generar programas de empleo.

Estos deben brindar acceso a la formación profesional y a experiencias de trabajo e inserción laboral en sectores verdes para las poblaciones más vulnerables, entre ellos la juventud y las mujeres.

“Resulta indispensable adaptar o reconvertir ocupaciones cuyos requerimientos se modifican con la adopción de métodos más verdes de producción. Debemos trabajar para que las oportunidades de creación de nuevos empleos que de allí surjan, se conviertan en puestos efectivos en condiciones de trabajo decente”, afirmó Joaquín Etorena Hormaeche, coordinador nacional de PAGE, por parte de la OIT.

Fuente: El ABC Rural.

← DISPONER DE UN MEDIO AMBIENTE SANO FUE DECLARADO COMO UN DERECHO HUMANO UNIVERSAL AGUAS RESIDUALES: APROVECHARLAS IMPULSA NUEVAS ALTERNATIVAS FRENTE A LA CRISIS CLIMÁTICA →

Sobre el autor

admin

Comments are closed